Saltar al contenido principal Saltar al pie de página

Coworking: costo de alquiler de oficinas retrocedió hasta 26% este año

 coworking

Expectativa. Oferta en distritos top de Lima también cayó el 2022, pero se esperan nuevos ingresos ante una demanda aún en crecimiento.

El segmento de oficinas “coworking” en Lima brinda hoy una oportunidad –tanto en costo como oferta- a las empresas que buscan un retorno progresivo a la presencialidad.

Según la consultora Colliers, con datos a agosto 2022, el precio de alquiler por persona en este tipo de oficinas ha mostrado una reducción de hasta un 26% frente a lo visto en el 2021.

Dicha reducción se observa en el formato de oficinas privadas: espacios de trabajo que ocupa una sola empresa y que únicamente comparte las áreas comunes y los servicios complementarios.

En el caso de formato de escritorios flexibles – donde el usuario escoge cualquier espacio disponible- la reducción en el alquiler ha sido del 11%. Mientras que en el formato de escritorio dedicado – un espacio fijo para el trabajador -el recorte en el costo ha sido 2%.

Sandro Vidal, gerente de consultoría e investigación de Colliers, advierte que el valor de renta por persona puede variar según las ubicaciones. Es así que, para el formato de oficinas privada, el precio por persona llega hasta S/ 1,170 en el distrito de Barranco, mientras en el distrito de San Luis se encuentra esta misma oferta desde S/ 437 por persona al mes (infografía)

“El ajuste en el precio se viene dando por el nivel de oferta existente en el mercado, donde se incluye la oferta de oficinas tradicionales”, explica Vidal a Día 1.

coworking_rafico

Este efecto se observa pese a que, según revela Colliers, la oferta de oficinas coworking ha disminuido considerablemente en 2022. La caída registrada es de 22%, con lo cual la oferta por metro cuadrado se redujo desde los más de 100,000 hasta 87,000 m2 en la capital.

La razón de este retrocedo radica, en primer lugar, en una reducción en el número de jugadores en el mercado. En el 2021, se registraron 40 empresas administradoras de espacios de “coworking” y, para el 2022, estas pasaron a ser 36. Una disminución que, si bien no fue significativa en la composición del mercado, sí tuvo un correlato en el total de la oferta.

Un segundo factor que influyó en la disminución de la oferta radica en la menor participación de Wework en el segmento. En el 2021, su participación bordeaba el 48% y, a la fecha, concentra el 40%. “La lectura que tenemos nosotros es que Wework crece de manera sostenida en el año 2017 bajo un modelo agresivo de expansión. Pero la demanda no acompañó este ritmo. Nosotros entendemos que se dieron cuenta que tenían más metros cuadrados de los que podían manejar”, explica Vidal.

Al 2022, son siete empresas que concentran el 85% de la oferta total de espacios “coworking” en Lima y Wework – pese a retroceder en su inventario- se encuentra entre los jugadores principales.

Perspectivas de mercado

Comunal inauguró este mes su nueva sede en la avenida Santa Cruz en el distrito de Miraflores con un 50% de ocupación desde su primer día de operación.

“La facturación de Comunal está solo por un 10% debajo de lo que estuvo en el periodo prepandemia y apuntamos a cerrar el año por encima de las cifras prepandemia”, explica Ernesto De Olazával, CEO de Comunal.

A la fecha, la firma ya totaliza 14 sedes en Lima y espera sumar sedes en el mediano plazo de la mano con el crecimiento de la demanda.

“Las empresas ya están definiendo un esquema de trabajo y, en su gran mayoría, es híbrido. Ante ello, se están demandando flexibilidad de espacios, de términos comerciales. Incluso de ubicación: poder tomar reuniones en cualquiera de las sedes”, agrega De Olazával,

Seedspace, el “coworking” del holding Swiss Capitals, ha apostado este año por ampliaciones en sus sedes al estar en un 95% de ocupación. Asimismo, inauguró recientemente su tercera sede en San Isidro Golf con 1,500 metros de oferta.

“Las personas están buscando espacios que les resuelvan sus problemas: no tener que preocuparse por pagar servicios de luz o agua. Sino simplemente enfocarse en su trabajo”, explica Pierre Giannoni, director gerente se Swiss Capitals, grupo sueño de Seedspace.

En el mediano plazo, el holding mantendrá un plan de expansión y explorará un formato de “Coworking luxury” bajo la firma de Swissoffice. “Lanzamos un prototipo de este formato y se llenó en 2 meses. Apuntamos a tener 220 posiciones bajo Swissoffice en enero del 2023”, agrega.

El retorno paulatino al trabajo en oficina será uno de los factores que impulsará el mayor ingreso de espacios el próximo año. Es así que en el 2023 el metraje de oficinas “coworking” crecería en 23,000 m2 hasta llegar a los 110,00 m2. Con ellos la oferta retornaría a sus niveles del 2021. En su mayoría, este nuevo metraje se ubicará en edificios corporativos en Santiago de Surco, Barranco, San Isidro y Miraflores.

Fuente: Día 1